A-wedges: los palos de golf de aproximación de muchos nombres

El A-wedge es un palo de golf que es otro nombre para un gap wedge, que se usa para tiros más cortos y suaves, y uno de los cuatro tipos principales de wedges, que incluyen (desde el menos loft a más loft) el pitching wedge, A-wedge, sand wedge y lob wedge. Un fabricante de palos de golf puede identificar una cuña A estampando una "A" o "AW" en la suela cerca de la punta del palo, pero cada vez es más común estampar los grados de loft de la cuña allí.

La "a" en A-wedge significa "aproximación" o (menos comúnmente) "ataque", y es posible que vea a un fabricante usar uno de esos nombres (aproximación o ataque) en lugar de A-wedge. Como ya se señaló, A-wedge en sí mismo es solo otro nombre para el gap wedge, un palo conocido por más nombres diferentes que cualquier otro palo moderno en el golf: gap wedge, a-wedge, attack wedge, approach wedge.

La razón de la versatilidad y variedad de nombres del A-wedge se debe a que la historia de los palos de golf ha evolucionado para incluir palos más específicos para diferentes situaciones. En los juegos de golf tradicionales de 8 palos, el pitching wedge era el último palo. Si un golfista agregaba un sand wedge a su bolsa, se quedaba con un gran espacio en el desván entre el pitching wedge y el sand wedge. La cuña A llenó ese espacio (de ahí su nombre más común: cuña de brecha).

¿Cuál es el propósito y el desván de una cuña?

En épocas anteriores, las cuñas de golf eran menos: tenías tu cuña de lanzamiento y tu cuña de arena. Durante gran parte de la historia del golf, al menos después de que entró en vigor el límite de 14 palos, esas fueron las únicas cuñas que se encontraron en las bolsas de los golfistas, incluso en las de los profesionales.

A partir de las últimas etapas del siglo XX, los lob wedges (a veces llamados X-wedges) aparecieron como los palos con el loft más alto de la bolsa, pero aún dejaban un espacio bastante grande, con típicamente de ocho a 20 grados de diferencia de loft. entre una cuña de lanzamiento y una cuña de arena.

Así que la brecha se creó para, literalmente, llenar ese vacío, para servir como un palo con un loft que se ubicaba entre el PW y el SW, lo que le permitía al golfista controlar con mayor precisión tanto la distancia de los golpes como su trayectoria hacia el green. .

Y la cuña de separación, o cuña en A, generalmente se eleva en el rango de 50 grados bajo a medio, pero puede oscilar entre 46 grados y 54 grados.